October 25, 2014

El Hua Tou

El hua-tou es una práctica que recientemente parece estar disfrutando de un renacimiento entre el pequeño contingente de los budistas Zen dispersos por el mundo. En parte, esto puede ser debido a la creciente conciencia de que esta práctica Zen era la favorita de Hsu Yun, que pasó gran parte de su vida defendiéndola. Una de las mejores descripciones contemporáneas de la práctica hua-tou ha llegado recientemente de Stuart Lachs que ofrece su experiencia personal y sugerencias para cualquiera que quiera probarlo. [Nota 1 ]

En el mundo budista, otras técnicas son mucho más populares que el hua-tou: estudio de gong-an (koan), estudio de sutras, Tierra Pura (por ejemplo, recitando el nombre del Buda), Vipassana, la mente en blanco o meditación en el vacío, pranayama, la meditación de sonido, etc Si bien estas son todas prácticas benéficas, y todos dan el mismo resultado si se hacen correctamente, cada una es única, ya que "encaja", en un grado mayor o menor, con la personalidad de cada individuo y su marco mental. A algunos les parecerá más conveniente la práctica de la Tierra Pura, por ejemplo, para practicar el Zen, y a algunos practicantes zen que le resultará más conveniente la meditación de sonido que el método hua-tou.[ Nota 2 ]Lo que hace la práctica hua-tou distinta es que nos compromete a mirar directamente a la naturaleza del ser.

Aunque me gustaría tratar de hacer esta práctica tan simple como sea posible para animar a todos a darle una oportunidad, creo que es necesario enumerar algunos requisitos previos porque, es tan simple la práctica, pero se requieren algunos ingredientes esenciales: gran motivación, gran concentración, y un gran deseo. Nuestra motivación debe ser tal que estemos dispuestos y con ganas de cambiar las prioridades en nuestras vidas para asumir esta práctica que nos ocupará durante todo el día o durante semanas o meses. Nuestra concentración debe ser tal que se puede sostener sobre un tema y concentrarnos en él durante un período prolongado de tiempo sin que se distraerse fácilmente por otros pensamientos, sonidos, sensaciones, etc. Y nuestro deseo de entender lo que somos seres vivientes, sintientes, fuertes e inquebrantables. Si estas condiciones no están en su lugar cuando se inicia la práctica, es más adecuado comenzar con ejercicios Zen de principiantes: para aprender a concentrarse, por ejemplo, podríamos hacer ejercicios de respiración, yoga, contar respiraciones, la Respiración Saludable u otros ejercicios de pranayama (para aquellos con aspiraciones académicas, estudio de las matemáticas, las ciencias, la filosofía, las artes, etc.) En cuanto a tener una fuerte motivación y el deseo, que es algo que se tiene o no, y sólo sabemos que puede. Muy a menudo estas cualidades se generan a partir de un profundo sentimiento de insatisfacción con la vida y un fuerte deseo de querer cambiar (es decir, el sufrimiento y el deseo de escapar del sufrimiento). Sin estos requisitos previos en su lugar, el hua-toues probable que, en el mejor de los casos, se haga simplemente un ejercicio intelectual y, en el peor de los casos, nos hacen frustrar hasta el punto de que nos damos por vencidos antes de obtener su fruto.

También debo mencionar que Hsu Yun hizo hincapié en la importancia de tener una gran fe en el método. Esto será necesario para algunos que de otro modo podrían dimitir de la práctica por ser demasiado difícil para un resultado percibido como cuestionable, pero para otros que traen suficiente deseo será irrelevante. En mi caso, me encontré con la práctica misma inmensamente atractiva y eso fue lo que me motivó para iniciar y continuar con ella.

Hua-tou (話頭) traduce literalmente como "cabeza de palabra", pero también se traduce como "frase crítica". Antes de que el término fuera apropiado por los maestros Zen se utilizaba para referirse a la idea principal de un pasaje literario. En el Zen, se refiere a la naturaleza del origen o la fuente de un pensamiento, palabra o frase que surge en la mente de uno, o, más poéticamente, a "la mente antes de que se agite".[ Nota 3 ]

Todos los hua-toustienen una cosa en común. Vea si usted puede averiguar lo que es a partir de las seis más comunes:

  • ¿Quién es el que ahora repite el nombre de Buda?
  • ¿Quién está tratando de arrastrar este cadáver?
  • ¿Qué es esto?
  • ¿Qué es?
  • ¿Cuál fue el rostro original antes de que mi padre y mi madre nacieran?
  • ¿Quién soy yo?

Obviamente, son todas las preguntas, lo que todas tienen en común es un...: "?" que es, en sí mismo, también un hua-tou . Con la práctica de hua-touse trata de mirar profundamente en la naturaleza del ser haciéndonos una pregunta abierta que encaje en nuestros cerebros y volver una y otra vez. El objetivo no es responderla, sino a jugar con ella, dejando que se burle, nos fastidie, y nos atormente. Si usted piensa que está listo para comenzar la práctica, aquí están las reglas:

1) Seleccione un hua-tou. Si le gustan las prácticas de la Tierra Pura, elija la primera, si uno de los otros parece alcanzar un objetivo significativo, úselo. Una vez elegido el hua-tou, quédese con ese y no lo cambie por otro. Si le preocupa que pueda haber elegido el mal, es el ego que interfiere con las cosas. ¡No se deje manipular! Una vez establecido en la práctica llegará a ver que son todos iguales y se puede utilizar cualquiera de ellos e incluso eventualmente usarlos todos, pero cuando se inicia, es esencial trabajar con uno solo.

2) "Bloquear" el hua-tou. Si usted tiene un horario regular de la meditación sentada (¡siempre es una buena idea!), utilice este hua-tou para el período entero sentado. Enfoque su ser entero en él. No ceda y dé una artificial respuesta a la pregunta como: "Estoy sentado aquí tratando de averiguar este hua-tou". Abra su mente, permita que la gran duda le abrume. Lleve a cabo este "bloqueo" en sesión diaria durante tres semanas. Después de ese tiempo el hua-tou estará firmemente implantado en su mente y estará con usted todo el tiempo, en mayor o menor medida en función de lo que está haciendo.

3) Deje que el hua-tou lo consuma día y noche, pero déjelo de lado cuando usted tiene que hacer cosas que requieren concentración en otras áreas - el cuidado de un hijo, conducir un coche, escribir un correo electrónico, etc Sólo porque no está en el centro del foco de atención no quiere decir que no está trabajando en usted. Yo comparo esto a una experiencia que hemos tenido probablemente todos - se pierde una llave o algo más de importancia y pasan mucho tiempo buscando sin éxito. En la frustración, finalmente rendirse y hacer otra cosa, pero un par de horas o días más tarde tenemos un momento Eureka! y de pronto sé dónde encontrarla, y ahí está. La cuestión de dónde estaba se había quedado en el fondo de nuestra mente, aunque no fue dominante en nuestra atención. El hua-tou lo hace también. El trabajo del hua-toues intenso cada vez que usted está haciendo algo que no requiere una gran cantidad de atención, como lavar los platos, caminar por la calle o por un sendero de montaña, vestirse, etc. Aplíquelo a lo que usted está haciendo. Si usted se encuentra olvidando el hua-tou, tráigalo a su mente de nuevo sin juzgar. La cantidad de esfuerzo que se necesita para hacerlo disminuirá a medida que continúe la práctica. En poco tiempo la práctica se producirá automáticamente.

4) ¡Sea despiadado! Si siente que la práctica del hua-tou no funciona para usted, pregúntese "¿Quién es el que piensa que la práctica del hua-touno está funcionando?" Su mente puede ser el peor enemigo con esta práctica y puede sabotear incluso la mejor de las intenciones. Cuando se lucha, gire el hua-tou de nuevo a ella. ¡Sea despiadado!

5) Observar los resultados de la práctica.Note como lo hace la práctica, cómo su mente se vuelve más fuerte, su atención más penetrante, su conciencia más amplia. Usted también encontrará que la propia práctica cambia, primero en forma sutil, y más tarde en formas más dramáticas.

6) Tome la práctica en serio, pero con ligereza.No debe ser una tarea o una carga, sino algo para disfrutar haciendo (aunque quizás de una manera un tanto perversa).

7) Evitar prejuicios.Cada uno tiene sus propias experiencias que contar acerca de esta práctica. No desarrolle expectativas de lo que va a suceder para usted basado en lo que cuentan otras personas.

Siéntase libre para enviar preguntas o temas relacionados escribiendo abajo en la sección de comentarios

Nota 1. Ver La práctica Hua-Tou: perspectivas y ejemplos de una antigua y potente práctica china Chan

Nota 2. En realidad, el método hua tou es en sí mismo una práctica y no depende de ninguna religión o filosofía. Está disponible para que cualquiera pueda probar.

Nota 3. Nube Vacía, La autobiografía del Maestro Zen chino Xu Yun, traducido por Charles Luk, Element Books Limited, 1988, p. 229.